Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

lunes, 4 de enero de 2016

Sopa de cebolla granadina















Dificultad: fácil

Ingredientes para 5 personas
  • 4 cebollas blanca-dulce
  • 2 dientes de ajo
  • 200 gr de carne de pollo y cerdo picada
  • 2 lonchas gruesas de jamón serrano sin blanco
  • litro y medio de caldo de carne
  • 2 cucharadas de aceite de oliva v.e.
  • sal, pimienta blanca molida y unas ramas de perejil

Elaboración
Poner el aceite con los ajos picados en una olla y dejar unos segundos que se doren un poco. Incorporar la cebolla partida muy menuda. Mantendremos a fuego bajo y tapada durante 20 minutos. Agregar la carne, el perejil y salpimentar mezclando todo el conjunto de ingredientes. Mantener un par de minutos para hacer la carne. Incorporar todo el preparado al caldo que debe estar caliente. Dar unas vueltas y dejar unos 5 minutos para que se integren bien  los sabores. Desechar la rama de perejil y lista para servir. Si queremos que sea más contundente se puede escalfar un huevo por comensal.
Las cebollas son imprescindibles en la cocina para elaborar miles de platos. Tanto crudas como cocinadas son excelentes para nuestra dieta. Diuréticas, antisépticas, antiinflamatorias, laxantes, antibióticas y un largo etc.

No hay comentarios: