Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

miércoles, 28 de septiembre de 2016

Migas con pimientos rellenos

Dificultad: fácil

Ingredientes para 4 personas
  • 1 barra grande de pan, cateto o similar
  • 3 lonchas de bacón ahumado
  • 2 filetes de lomo en orza
  • 2 pimientos verdes
  • 8 pimientos de piquillo rellenos de carne picada
  • 3 cucharadas de aceite de oliva v.e.
  • 6 dientes de ajo
  • 1/4 de vaso de agua
  • toque de ajo molido, sal, pimentón de la Vera agridulce y toque picante
  • para los pimientos de piquillo: 100 gr de carne de ternera picada, un trozo de puerro muy picado (parte blanca), la carne aderezada con sal, pimienta negra molida, nuez moscada, canela y jengibre
  • 1 cucharada de aceite de oliva v.e.
  • pizca de orégano

Elaboración
Picar el pan lo más posible, añadir el toque de ingredientes y mezclar para repartir bien. Echar el agua para hidratarlo volviendo a mover. Poner una sartén honda y amplia donde pondremos el aceite. Dorar los ajos laminados. Incorporar el bacón en tiras menudas y mantener hasta que esté crujiente, apartar un poco para adornar. Añadir el pimiento en trozos pequeños y pochar unos minutos. Incorporar el pan, mover todo el conjunto y dejar que se hagan hasta que estén sueltas, sin apelmazar y esponjosas. En una sartén poner el aceite y dorar la carne que estará aliñada con antelación para que tome bien el sabor. Una vez esté la carne hecha al gusto, se rellenan los pimientos y en la misma sartén se pueden calentar por ambos lados, con mucho cuidado para no romper el pimiento al voltear.
Colocar las migas con un crujiente de bacón (el reservado) y acompañar con dos pimientos que acompañaremos con un toque de orégano.
Una forma distinta de comer la tradicional miga de pan con una mezcla de sabores bien definidos y conjuntados.

No hay comentarios: