Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

jueves, 25 de abril de 2013

Musaka de solomillo de pollo

Dificultad: fácil

Ingredientes para 5 personas
  • 2 berenjenas
  • 10 solomillos de pollo, 2 por comensal
  • 1 vaso grande de besamel
  • 4 cucharadas de tomate frito, puede ser de bote, igual que la besamel
  • sal, pimienta negra molida, ajo en polvo, perejil picado y nuez moscada molida
  • 2 lonchas gruesas de queso semicurado para rallar
  • 1 cucharada de aceite de oliva v.e. y 1 cucharada de agua

Elaboración
Aderezamos los solomillitos con sal, pimienta, ajo y perejil dejándolos macerar un buen rato, cuanto más tiempo mejor. Mientras, pelamos las berenjenas y las partimos en lonchas de 1 cm a lo largo, se colocan todas las lonchas en una sartén, se aderezan con sal, pimienta y nuez moscada y se riegan con el agua y aceite, se tapan y se dejan pochar unos 5 minutos. Retiramos de la sartén con cuidado que no se rompan y dejamos enfriar un poco, mientras, en la misma sartén hacemos el pollo dándole un poco de color dorado, y lo dejamos unos 4-5 minutos que se haga por dentro. Se prepara una fuente especial para horno y colocamos una base de tomate frito, envolvemos los solomillos con dos lonchas de berenjenas, se van colocando en la fuente encima del tomate hasta completar, si sobran algunas láminas de berenjena las colocamos por encima del conjunto, (si sobran muchas las guardamos para hacer tortilla de berenjenas).
Bañamos con la salsa besamel y colocamos por toda la superficie el queso que rallamos en ese momento. Tendremos el horno previamente caliente durante 10 minutos, ponemos la bandeja del preparado a mitad del horno y lo dejamos unos 5-8 minutos para que se caliente bien, y 2-3 minutos con el gratinador para que se dore la superficie a medida que se funde el queso. La suavidad de la berenjena y la textura del pollo hacen una combinación muy agradable.
La berenjena es un buen antioxidante, contiene vitamina E, una cantidad importante de potasio y es muy diurética, y junto con la alta proteína del pollo y vitaminas del grupo B, hacen un plato muy completo.

No hay comentarios: