Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

sábado, 18 de febrero de 2012

Sopa de albóndigas de pollo















Dificultad: fácil

Ingredientes para 5 personas
  • 1 kg de pechuga de pollo picada
  • 3 lonchas de jamón picadas
  • 3 huevos duros
  • 1 litro de caldo de pollo
  • ajo en polvo, perejil, sal y pimienta negra molida
  • 3 huevos
  • un poco de miga de pan o pan rallado, unas 2 cucharadas
  • 4 cucharadas de leche
  • una sartén mediana con aceite para freír
  • un plato con harina

Elaboración
Mezclamos la carne con el jamón, aliñamos con el ajo, pimienta, perejil y una pizca de sal, (cuidado porque con el jamón puede no ser necesaria la sal), mezclamos para que quede repartido y añadimos el pan desmigado, la leche y los huevos, se mezcla todo nuevamente y debe quedar una masa no muy apelmazada pero tampoco clara, justo para hacer unas bolas y que queden consistentes, o modificaremos añadiendo más pan para compactar o más leche para aligerar, pasamos las bolas por un poco de harina, ponemos el aceite a calentar y vamos friendo las albóndigas hasta que se doren por todos sitios, sacamos y dejamos en papel de cocina para que desprenda el aceite sobrante, ponemos el caldo a calentar y vamos añadiendo las albóndigas dejando durante 12-15 minutos para que se hidraten bien por dentro, se pican los huevos duros para acompañar la sopa, que resulta bastante contundente sin ser pesada.

No hay comentarios: