Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

jueves, 2 de abril de 2015

Alcachofas rebozadas















Dificultad fácil

Ingredientes para 2 personas
  • 6 alcachofas pequeñas frescas
  • un huevo batido
  • un par de cucharadas de pan rallado
  • sal, ajo molido, perejil picado y pimienta blanca molida
  • una sartén pequeña con aceite de oliva v.e. para freír
  • un vaso de agua con zumo de 1/2 limón y sal

Elaboración
Limpiar las alcachofas quitando las puntas, hojas externas y parte exterior del tallo. Se parten a la mitad dejando una mitad con el rabo y la otra no (si se hace con cuidado se puede partir el rabo a la mitad para que todas tengan, pero quedará muy frágil y se puede partir con facilidad, esto al gusto). Se refrescan en agua y se echan en una olla con preparado de agua. Pondremos al fuego unos 5 minutos para que la alcachofa se ablande un poco, se escurre bien y salpimentamos, espolvoreando con ajo y perejil. Se pasan por huevo y pan rallado. Poner el aceite a calentar y se fríen las alcachofas dorando por ambos lados. Dejar escurrir en un plato con papel absorbente.
Un bocado tierno, tierno.
 

No hay comentarios: