Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

viernes, 24 de junio de 2011

Bizcocho borracho regado con chocolate















Dificultad media

Ingredientes para un bizcocho
  • 250 gr de harina (tamizada)
  • 1/2 tableta de chocolate para fundir
  • 4 cucharadas de leche
  • 150 gr de azúcar
  • 1 sobre de levadura en polvo
  • 4 huevos
  • 200 gr de margarina
  • 5 nueces 
  • 10 almendras crudas
  • un puñado de pasas de Corinto
  • almíbar (1 chupito de brandy, otro de aguardiente dulce, otro de ron y otro de agua, 2 cucharadas de azúcar y corteza de naranja, dejamos reducir todos estos ingredientes hasta que reduzca bastante)
  • 1 chupito aguardiente semiseco

Elaboración
Mezclamos en un bol, la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar, una vez ligado se añade el chupito de aguardiente, la levadura y los huevos, primero las yemas y luego las claras a punto de nieve para que quede más esponjoso el bizcocho, se va añadiendo la harina poco a poco hasta que se integre totalmente creando una pasta homogénea, añadimos las nueces troceadas, las almendras molidas, las pasas y en un molde de horno untamos un poco de aceite con una servilleta con objeto de dejar sólo la grasa suficiente para que no se pegue el bizcocho, ponemos el horno a calentar 10 minutos a 180º y a continuación introducimos el bizcocho dejando durante 40 minutos para que esté bien cuajado, se saca  del horno y dejamos que se atempere. Mientras ponemos la leche con el chocolate troceado al fuego para que se funda y mezclamos bien, retirando una vez fundido. Desmoldamos el bizcocho y lo abrimos por la mitad, calamos ambos lados con el almíbar para que quede jugoso, volvemos a poner la mitad en el molde y regamos con el chocolate que no será muy espeso, tapamos con la otra parte del bizcocho y bañamos con el resto de chocolate a modo de hilitos.
No voy a decir lo sana que resulta esta receta que más bien es para alguna celebración o un capricho, porque aunque tiene minerales y calcio, no está para nada exenta de calorías y mis hijos no quieren que haga esto con frecuencia y dudo que ellos lo hagan alguna vez al no ser para celebrar algo.

No hay comentarios: