Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

sábado, 16 de agosto de 2014

Masa de pizza con masa madre















Dificultad: fácil

Ingredientes para unas 2 pizzas, según tamaño
  • 80 gr de masa madre
  • 300 ml de agua
  • 350 gr de harina de fuerza
  • pizca de sal
  • unas gotas de aceite

Elaboración
En un bol colocamos la masa madre y le echamos agua suficiente hasta conseguir disolverla. Se le va añadiendo harina y mezclando para que se vaya integrando en el preparado y obtener una masa algo pegajosa, se mueve de fuera hacia adentro hasta ver que casi se despega con facilidad. Le damos forma de bola y dejamos de 3 a 4 horas para que repose y aumente el tamaño, deberemos dejarla en un lugar cálido y tapada con papel film o un paño.
Pasado dicho tiempo, colocamos la masa en la encimera y le vamos echando un poco de harina hasta que resulte fácil trabajarla, deberemos estar unos 12 minutos apretando la masa con los dedos, el puño, doblando, golpeando, etc. la cosa es trabajarla para volverla elástica y fácil de manipular. Se añade un poco de sal, alguna hierba o especie, puede ser pimentón, orégano, etc. o nada. Seguiremos trabajando la masa unos minutos más, finalmente la dejamos reposar nuevamente otro par de horas en el mismo bol y depositamos unas gotas de aceite en la base para que se desprenda con facilidad al tiempo que da un toque suave.
Volvemos a estirar la masa dando la forma redondeada o rectangular y preparamos nuestra pizza al gusto. Nada mejor que hacer nuestra propia masa y pizza.

No hay comentarios: