Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

sábado, 26 de marzo de 2016

Bacalao en salsa de piquillo

 













Dificultad: media

Ingredientes para 2 personas
  • 4 trozos de bacalao, parte de lomo, desalados 24 horas antes en agua, cambiada en un par de ocasiones
  • 1 guindilla grande
  • 2 dientes de ajo, perejil picado y pizca de sal (si fuese necesario) 
  • 2 pimientos de piquillo
  • 1/4 de vaso del último agua donde ha estado el bacalao desalando
  • 2 cucharadas de aceite de oliva v.e.

Elaboración
Escurrir los trozos de bacalao y reservar un poco del agua de desalado. Poner una sartén con el aceite y dorar los ajos laminados. Colocar la guindilla y los trozos de bacalao primero con la piel hacia abajo y pasados 5 minutos se da la vuelta con la piel hacia arriba. Mantener un par de minutos más siempre a fuego lento para que se haga suavemente. Incorporar el agua reservada poco a poco al tiempo que se mueve en zig-zag, como si quisiéramos hacer un pil-pil. Espolvorear con perejil. Agregar los pimientos de piquillo y dejar hasta que el caldo reduzca un poco, unos 6 minutos más.
Retirar las piezas de bacalao con cuidado y la guindilla. Pasar el resto de ingredientes por la batidora para obtener una salsa suave pero cremosa. Comprobar el punto de sal de la salsa. Volver a colocar bacalao-guindilla en la salsa y dejar un par de minutos para integrar el conjunto. Servir un trozo de guindilla en cada plato.
Aprovechemos la época de Semana Santa que es cuando se consume con más frecuencia y variedad este magnífico producto como es el bacalao.
El bacalao es un rico pescado blanco bajo en grasa y con gran cantidad de vitaminas como las del grupo B. Así compensaremos un poco con las torrijas, arroz con leche, leche frita, pestiños, roscos, etc. esa amplia gama de repostería propia de las fechas.

No hay comentarios: