Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

martes, 19 de enero de 2016

Tarta de Ángela















Dificultad: media

Ingredientes para una tarta
  • 1/2 litro de natillas
  • 1 cucharada de cacao en polvo
  • 1 paquete de galletas corrientes, pueden ser redondas o cuadradas según el recipiente que usemos
  • 4 onzas de chocolate blanco
  • 3 cucharadas de leche entera
  • 1 cucharada de mantequilla en pomada, a temperatura ambiente
  • 1 tableta de chocolate negro para fundir
  • 3 cucharadas de queso mascarpone
  • 3 cucharadas de confitura de cerezas
  • 1 cucharada de leche condensada 
  • 1 vaso grande de almíbar con leche donde se empapa las galletas: 1 vaso de agua, 1/2 vaso de leche, 1 cucharada de brandy, otra de whisky y otra de ron, un toque de canela en polvo, otro de vainilla en polvo, un clavo de olor, 2 cucharadas de azúcar moreno

Elaboración
Primero se hace el almíbar echando el agua y licores en un cazo y dejando que evapore el alcohol unos minutos. Incorporar el resto de ingredientes y mantener 5 minutos cociendo para unificar sabores y reducir líquido. Dejar que se atempere. Preparar un recipiente para la tarta (este era rectangular al igual que las galletas), echar en la base un hilo de chocolate blanco previamente fundido con la leche condensada en el microondas, si queda muy espeso se agrega un poco de leche normal y se disuelve bien. Ir colocando galletas previamente caladas en el almíbar (mojar unos segundos, sacar y escurrir). Encima de la capa de galletas se extiende una capa de natillas, a la que habremos incorporado el cacao en polvo para dar un toque diferente.
Se van alternando capas de galletas caladas en almíbar y natillas hasta completar la altura del recipiente. En una de las capas intermedias se añade la confitura de cereza bien extendida. Terminamos dejando un margen sin rellenar para la cobertura de chocolate, para la cual vamos a poner un cazo con el chocolate negro en trozos junto con la mantequilla y leche, mantener a fuego bajo y moviendo hasta que vaya formándose una crema homogénea y ligera. Añadir el mascarpone y seguir moviendo hasta su total integración. Extender este preparado como última capa del preparado y dejar que se enfríe totalmente. Meter en el frigorífico al menos 24 horas. Adornar al gusto, en este caso lleva chocolate rallado y unos lacasitos identificando la A de Ángela y 28 de los años que cumple.
Le llamo la tarta de Ángela porque la he hecho especial para ella, para que celebre su cumpleaños en su trabajo con sus compañeros, aunque ya lo había celebrado con sus amigos con tarta de queso, pero esta la tenía prometida en la empresa donde trabaja.
La tarta está basada en la tarta de la abuela pero con bastantes diferencias. Como ha tenido un gran éxito y la han festejado mucho, a partir de ahora será la Tarta de Ángela.

No hay comentarios: