Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

martes, 19 de enero de 2016

Roscón 2015

 












 
Dificultad: media

Ingredientes: Roscón de Reyes
  •  unas ruedas finas de naranja y limón, y unos cuantos arándanos deshidratados 
  • 1/2 vaso de agua
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • 2 cucharadas de azúcar con unas gotas de agua
  • 1 cucharada de ron añejo 

Elaboración
El roscón es como todos los años pero la variedad está en el adorno que vamos a poner. Hervir la fruta unos segundos en agua y desechar ese agua para evitar el amargor de la piel de los cítricos. Volvemos a poner el resto de agua con el ron, azúcar moreno y dejamos a fuego suave unos minutos. Subir la temperatura para que reduzca líquido y se caramelice la fruta, retirar y dejar enfriar. Adornar el roscón antes de meter al horno y previamente pintado de huevo. Poner de forma estratégica las ruedas de naranja-limón, arándanos, y en los trozos libres poner un poco del azúcar con agua que queda muy bien.
Este, por la razón que sea, ha salido magnífico en sabor y textura. Al parecer el mejor de los tres que he hecho, y no porque sea uno al año y no se recuerde bien el sabor, es cierto que estaba ideal. Además sin relleno de ningún tipo, auténtico Roscón de Reyes.
Mi marido que ya había tenido su tarta de cumpleaños y pensé en pasar de roscón, me dijo que se había quedado con ganas de comer el típico roscón de reyes, así que manos a la obra y a terminar la temporada de dulces con un roscón para el Rey de mi casa.

No hay comentarios: