Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

miércoles, 25 de marzo de 2015

Croquetas con setas

Dificultad: fácil

Ingredientes para 20 uds (según tamaño)
  • 1/2 de vaso de aceite de oliva v.e.
  • 4 cucharadas colmadas de harina de trigo
  • 1 cucharada de fécula de maíz
  • 1 cucharada de harina de fuerza
  • 300 gr de setas variadas, a ser posible 
  • 1/2 cebolla dulce y 1 puerro la parte blanca
  • 1 diente de ajo
  • sal, pimienta blanca molida y nuez moscada
  • 1 cucharada de vino blanco seco
  • 1/2 vaso de leche
  • 3/4 vaso de caldo de verdura (puede ser todo leche si no se dispone de caldo)
  • Para freír las croquetas: 3 huevos batidos, un plato hondo con pan rallado y abundante aceite de oliva v.e. 

Elaboración
Poner la mayor parte del aceite en una satén ancha-honda, picar la cebolla y el puerro muy menudo dejando que se poche unos 8 minutos. Mientras, en otra sartén se pone el resto del aceite y se incorpora un diente de ajo picado muy menudo, dejando unos segundos que se dore e integrando las setas troceadas finamente. Mantendremos unos 5 minutos para que vayan soltando el agua y le añadimos el vino dejando que evapore unos minutos.
Deberán quedar prácticamente secas o dejaremos al fuego un par de minutos algo más vivo, para que evapore el excedente líquido. Se retiran y se dejan en espera. Volvemos a la sartén principal con el pochado y le añadimos las harinas y fécula. Se dan unas vueltas para tostar la harina y matar el sabor de harina cruda. Se van echando los líquidos (caldo-leche) poco a poco a medida que movemos con las varillas para que no se formen grumos. Una vez la masa está formada y empieza a ser contundente se incorpora el preparado de setas, mezclando para que queden repartidas por toda la masa. Dejar hasta comprobar que la masa es espesa y se despega fácilmente de las paredes y fondo del recipiente. Echamos este contenido en una fuente donde permanecerá hasta que esté completamente fría, conviene que repose al menos un par de horas.
Se hacen las croquetas cogiendo la cantidad necesaria para dar forma al gusto y tamaño deseado. A medida que se van dando forma se pasan por huevo y pan rallado dejando en una bandeja a la espera de freír una vez que están todas hechas. Poner el aceite a calentar y antes de que empiece a humear se van incorporando las croquetas según la capacidad del recipiente. Se mantienen hasta que adquieran un tono dorado por todos sitios. Se van depositando en una fuente con un papel absorbente para eliminar el excedente de aceite y se sirven. Las setas son excelentes para depurar el riñón gracias a su alto contenido en agua. Son bajas en grasa aunque al hacerlas de esta manera añadimos bastantes calorías, pero por 2-3 uds no pasa nada.

No hay comentarios: