Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

lunes, 14 de julio de 2014

Pastel de queso con chololate















Dificultad: fácil

Ingredientes para un pastel de unas 8-10 porciones
  • 1 tarro de queso mascarpone de unos 200 gr
  • 1 cucharada de queso de untar suave
  • 2 cucharadas de cacao en polvo
  • 1/2 cucharada de cacao puro en polvo
  • 100 gr de leche condensada
  • 1 vaso de leche
  • 4 huevos
  • Cobertura: 4 onzas de chocolate negro-puro, 1 cucharada de leche, 1/2 cucharada de leche condensada
  • una cucharada de polvo de nueces (3-4 nueces peladas se ponen en el molinillo de café y se trituran hasta obtener el polvo del grosor que nos guste, más o menos fino)

Elaboración
Ponemos todos los ingredientes en el vaso batidor y batimos hasta conseguir una crema untuosa y suave. Preparamos el horno a 180º, colocamos una base con un poco de agua en la bandeja de horno para que no se reseque el pastel y se haga en esa base, tipo baño María. En un recipiente apto para el horno colocamos la crema y lo introducimos en el horno sobre la bandeja con agua. Dejaremos que se haga unos 50 minutos. El pastel debe estar bien cuajado, la forma de comprobar es pinchar con un palillo y que salga limpio, de lo contrario dejaremos unos minutos más. Se apaga el horno y dejamos la puerta entreabierta para que repose un poco. Mientras, preparamos la cobertura colocando el chocolate y la leche en el microondas unos segundos para que se caliente, retiramos y mezclamos, se añade la leche condensada y debe quedar una crema espesa que pondremos como cobertura una vez que el pastel esté frío. Cuando la cobertura quede cuajada le echamos el polvo de nuez o cualquier otra cosa que nos guste para adornar y dar un toque al chocolate.
Debemos dejar refrigerar un buen rato para poder degustarlo porque debe estar frío que es como queda bien rico.
Que perdición para el verano y la operación biquini, pero este pastel es para despedir a mi hija que se va a California.

No hay comentarios: