Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

viernes, 6 de diciembre de 2013

Los informáticos punto y aparte

A veces pensamos que la informática es lo más extraordinario del mundo, ¡qué avance más significativo para cualquier trabajo! Lo cierto es que es así, nos simplifica mucho las cosas siempre que todo vaya bien, pero cuando algo falla la cosa cambia. Depender totalmente de un programa y del sistema informático es caótico cuando surge algún problema.
En mi trabajo hay una plantilla de informáticos bastante eficientes pero hay un grupo de técnicos informáticos que... Llevo casi una semana con problemas informáticos que no permiten realizar mi trabajo íntegramente, lo que me crispa y mas aún cuando acudes al técnico de turno, a quien jamás le va a dar un jamacuco por su estado nervioso. Son como de otro mundo, tranquilos, inalterables, distantes, y creen estar en un escalafón muy superior, por el simple hecho de entender y que tú no sepas los intríngulis del ordenata. Me crispa ver como se acumula el trabajo por tener que ir al ritmo del programa o porque este sencillamente no va. Y no queda más remedio que recordar el ayer cuando con lápiz y papel en mano, hacías todo lo que debías sin problemas, retrasos, ni crispaciones, rindiendo al máximo de tu capacidad sea cual sea la de cada uno.
Suponemos que la informática nos minimiza, trabajo y tiempo, es posible, pero no siempre. Cada vez que actualizan alguna cosa nos maximizan y dificultan otras muchas.
 Lo que hace unos días se hacía en dos pasos, ahora son cinco, y si preguntas que cómo puede ser eso, te responden que eso es lo que hay, y no te alteres porque se van y te dejan con dos palmos de narices, viva la chulería de creerse tan imprescindible.
Sinceramente estoy llegando a pensar que alguien la ha tomado conmigo más de la cuenta, porque no puedo creer que esto sea tal cual, y mi ordenador sea el que siempre se bloquea, se para, etc... No entiendo de informática más de lo necesario pero si lo suficiente para poder hacer mi trabajo, el resto no me interesa ni entusiasma tanto como para profundizar. Sólo quiero llevar mi jornada laboral lo más eficiente posible y sin padecer por ello.
Yo que soy bastante nerviosa, me están haciendo padecer lo más grande, hasta el punto de tener la tensión alta y los nervios a flor de piel y estar bastante deprimida. Está repercutiendo en mi salud más de lo que debería, porque es mucho tiempo el que llevo así, sin solución, y creo que con una gran falta de interés por remediarlo. Que pasaría si yo hiciera lo mismo, ¿me lo iban a permitir?

No hay comentarios: