Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

lunes, 28 de enero de 2013

Bizcocho de mahonesa con chocolate

Dificultad media

Ingredientes para un buen bizcocho
  • 1 vaso de agua templada
  • 1 vaso de azúcar moreno
  • 2 vasos de harina de trigo o repostería
  • 1 sobre de levadura
  • 2 cucharadas de cacao puro
  • 4 cucharadas de cacao soluble
  • unas gotas de aceite para engrasar el molde y un poco de cacao para espolvorear por el molde
  • mahonesa: 1 cucharada de aceite de oliva v.e, 1/2 vaso de aceite de girasol, unos granos de sal, unas gotas de vinagre de Jerez, 1/4 de vaso de leche
  • unas pepitas de chocolate, 2 cucharadas
  • 2 huevos
  • pizca de aroma de vainilla y un toque de canela en polvo
  • decoración final: 1/2 tableta de chocolate para fundir, 1/8 de tableta de chocolate blanco y 1 cucharada grande de leche, meter unos segundos en el microondas para que se funda, movemos enérgicamente y quedará una crema untuosa con la que bañamos el bizcocho por encima y el lateral con ayuda de una brocha

Elaboración
Preparamos la mahonesa batiendo los ingredientes y dejando una crema espesa, en un bol grande echamos ambos cacaos y el agua y lo diluimos, echamos la vainilla, canela y azúcar mezclando todo, podemos usar las varillas eléctricas para facilitar el movimiento, añadimos la mahonesa y seguimos mezclando, los huevos y mezclamos, incorporando la harina con la levadura, ambas tamizadas poco a poco y mezclando, que se oxigene bien el preparado y se integren todos los componentes, que quede muy esponjosa, terminamos añadiendo 1/2 parte de las pepitas de chocolate y mezclamos para que queden repartidas, mientras, encendemos el horno a 160º y preparamos un molde untado con aceite, quitado el exceso con papel de cocina, ponemos un poco de cacao y movemos para que quede repartido por todo el recipiente, tirando el excedente, incorporamos el preparado y añadimos el resto de pepitas encima del preparado, introducimos el recipiente en el horno donde lo mantendremos unos 30-40 minutos, dependerá del tipo de horno, comprobamos que está listo pinchando con un palillo y si sale seco, es el momento de apagar el horno, dejar la puerta entreabierta y mantener unos minutos para que repose, una vez fuera del horno y totalmente frío se puede decorar como nos guste, con azúcar glas, con chocolate líquido por encima, etc, en esta ocasión he puesto una fina capa de chocolate fundido. Las pepitas de chocolate  le dan un toque especial. No voy a decir que es un alimento imprescindible para la salud, pero sí tiene su punto al hacernos sentir bien cuando lo degustamos.
Cuando me dijeron la mezcla de bizcocho con mahonesa puse una cara algo extraña, pero si pensamos fríamente, son huevos y aceite, que es lo que usamos para hacer un bizcocho, y el resto de ingredientes en su justa medida contrasta positivamente, francamente esponjoso, suave y delicioso, hay que darse este capricho de vez  en cuando o en un momento especial.

No hay comentarios: