Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

domingo, 21 de octubre de 2012

Aseos en bares y restaurantes

Creo que debo hacer un pequeño comentario sobre los servicios en sitios públicos, lo cierto es que en tiendas relativamente grandes, debería haber unos servicios donde poder entrar mientras estás viendo o probando ropa, hay veces que simplemente necesitas hacer un pis cuando vas de compras y no puedes hacerlo al no ser en grandes superficies, esto es una asignatura pendiente. Pero volviendo al tema de hoy es referente a bares y restaurantes, algunos resultan penosos, se da poca importancia a este espacio, algunos resultan de difícil acceso, los hacen tan pequeños que una persona normal entra a duras penas y una vez dentro, es complicado no mancharse la ropa con la pared, el lavabo o el propio váter, incluso para cerrar la puerta hay que hacer piruetas, otros están mal atendidos, sin papel, sin jabón, sucios, creo que los encargados deberían pasar por ellos cada cierto tiempo y comprobar en qué condiciones se encuentran y qué hay que reponer, no sólo es importante el servicio en barra o en comedor, esto también dice mucho de un lugar aunque la mayoría no le den importancia, sabemos que hay gente para todo y algunos usuarios hacen mal uso dejando mucho que desear en el comportamiento y en las condiciones en que dejan el lugar, pero a pesar de ello, hay que mantener un cierto orden por parte de los trabajadores del negocio. He visto algunos sitios de locales francamente buenos y con renombre y los servicios son muy deficientes, no tengo más remedio que poner un ejemplo de cómo debe ser y estar un servicio, que es el que podemos encontrar en el restaurante La Leñera, un claro ejemplo de limpieza y buen gusto en un espacio óptimo, agradable y sencillo donde nunca falta nada y siempre gusta entrar. Me voy a conformar con poner este buen ejemplo y pasaré por alto un mal ejemplo porque serían muchos.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Gracias.

Ahora hay cuartos de baño en los que si uno camina o mueve un brazo (p.e.) la luz se enciende automáticamente si estaba apagada. En estos casos no suele haber problema.

Pero seguro que a más de uno le habrá pasado estar haciendo sus necesidades (especialmente aguas mayores -defencando-) en el inodoro de un bar, restaurante o similar y quedarse sin luz por haberse apagado, estando el interruptor fuera del alcance de la mano estando sentado en el "trono". En estos casos en los que no hay sensor de movimiento debería haber un interruptor junto al WC. A una mala dentro del cuarto privado donde se encuentra, sin tenerse que salir a la parte principal del aseo para encender la iluminación eléctrica, pues a veces uno no está en las mejores condiciones para ello.