Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

jueves, 13 de septiembre de 2012

Croquetas largas















Dificultad media

Ingredientes para unas 15 uds.
  • un plato con mezcla de carnes de haber hecho cocido: pollo, morcillo y jamón
  • 1 cucharada de harina de trigo
  • 4 cucharadas de maizena
  • 1 vaso de leche
  • 1 vaso de caldo del cocido
  • sal-pimienta negra molida y pizca de nuez moscada en polvo
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 1 cebolla muy picada
  • 3 huevos batidos
  • 1 plato grande con abundante pan rallado
  • una sartén con bastante aceite para freír, (usamos un recipiente pequeño aunque tardemos más porque caben menos croquetas, se harán mejor y necesitaremos menos aceite para llenar el recipiente)

Elaboración
Pondremos una amplia sartén honda y echamos el aceite con la cebolla dejando que se poche hasta que este muy transparente, añadimos la mantequilla dejando que se derrita, seguidamente ponemos la harina y damos unas vueltas para que se tueste un poco matando el sabor de la harina, añadimos la mitad de la leche dando vueltas y evitando que salgan grumos, mientras, con la otra mitad de leche añadimos la maizena y la disolvemos bien, lo añadimos a la sartén y movemos con las varillas para que se mezcle todo y no salgan los terribles grumos, poco a poco vamos añadiendo el caldo sin parar de mover, una vez que empieza a espesar añadimos la nuez moscada, la pimienta y pizca de sal con moderación ya que el jamón sala, cuando vemos que la masa comienza a despegarse de las paredes de la sartén, añadimos la mezcla de carne y movemos mucho para que quede bien repartida por toda la masa, dejando unos minutos que quede todo bien integrado, retiramos del fuego echando la masa en una fuente donde vamos a dejar que esté totalmente fría para proceder a hacer las croquetas. Preparamos un plato con los huevos batidos y otro con pan rallado y vamos haciendo las croquetas con la masa dando la longitud deseada, de unos 19 cm y no muy gruesa, la pasamos por huevo y por pan rallado, una vez que tengamos todas formadas, ponemos el aceite a calentar y las vamos echando procurando no echar muchas de golpe para que el aceite mantenga la temperatura, dejamos dorar y vamos retirando a un plato con papel absorbente de cocina para que suelten el exceso de aceite que puedan tener, cambiamos a un plato limpio para servir. Estas croquetas las he acompañado con unas pocas patatas fritas.

No hay comentarios: