Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

lunes, 13 de febrero de 2012

Dificultad en la cocina

Hace unos días mi hija me dijo que un amigo suyo, que había intentado hacer una de mis recetas, le había costado un poco de trabajo y no le salió como la receta decía, se quejaba porque decía que lo que se suponía era "dificultad: fácil", era todo lo contrario, probablemente tiene mucha razón porque yo parto de la base que a mí me resulta fácil y pienso que debe ser lo mismo para todo el mundo, sin tener en cuenta que hay gente que no ha hecho nunca nada en la cocina, siento que esto no haya sido considerado en cada una de mis recetas, que deberían ser en su mayoría de dificultad media, intentaré corregir esto para un futuro e ir modificando las recetas que piense deban tener una dificultad más que fácil. Una vez viendo una revista de cocina, ponían el tipo de dificultad y me asombré por la tontería de poner gran dificultad cuando era algo un poco más entretenido pero normal, la cocina es fácil pero para quien tiene alguna experiencia y yo no soy ni muy buena ni extraordinaria en la cocina, pero sí llevo muchos años en ella y eso es un grado de experiencia que facilita mucho las cosas.
Para mis queridos novatos os prometo tener más consideración con vosotros. Aún  tengo muchas cosas que aprender y algunas cosas no me salen a la primera. Un beso.

No hay comentarios: