Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

miércoles, 11 de enero de 2012

Pastel de cacao















Dificultad: media

Ingredientes para un buen pastel
  • 1 sobre de levadura
  • 3 huevos
  • 300 gr de harina de trigo o bizcochona
  • 150 gr de  azúcar
  • 80 gr de mantequilla
  • 1 vaso grande de leche
  • 30 gr de cacao puro
  • 60 gr de cacao instantáneo
  • pizca de sal
  • 1/2 tableta de chocolate negro 
  • 1/2 tableta de chocolate blanco

Elaboración
Derretimos la mantequilla unos segundos en el microondas y en un bol grande. vamos mezclando por el orden que se mencionan los ingredientes y moviendo todo según vamos integrando: la mantequilla con el azúcar, los huevos, la leche, la harina más la levadura, la sal, los cacaos y hacemos una masa cremosa, preparamos un molde engrasando con un poco de aceite y quitando el exceso con una servilleta, echamos un poco de cacao puro y retiramos el exceso, añadimos la masa que quede extendida por todo el molde y metemos al horno previamente calentado por espacio de 50 minutos a fuego medio para que se haga bien por dentro y no suba muy rápido, se apaga el horno y se deja dentro reposar unos 6-8 minutos, lo dejaremos enfriar totalmente antes de desmoldar con ayuda de un cuchillo intentando separar de las paredes del recipiente por ambos lados, ponemos una bandeja debajo y damos la vuelta con cuidado no se rompa, preparamos un recipiente y ponemos el chocolate negro en trozos y un par de cucharadas de leche para que se disuelva bien, lo metemos unos segundos en el microondas y cuando queda bien disuelto y algo tibio, se echa por el borde del pastel de forma que chorree hacia ambos lados y esto mismo lo repetimos con el chocolate blanco que quedará más líquido, es dar un toque de sabor sin que empalague demasiado el chocolate. 
Está francamente bueno y queda a medio camino de la tarta y el bizcocho. Creía haber terminado de dulces con el roscón de reyes pero olvidé el cumpleaños de mi pequeña y he tenido que hacer esto que en el fondo me lo ha agradecido y le ha encantado. Ya si que dejamos la repostería al menos hasta Semana Santa para recuperarnos.

No hay comentarios: