Quería hacer un recetario para mis hijos, que pudiesen ver y hacer las comidas que han conocido desde siempre, pero me animaron a hacerlo en un blog donde no solo ellos pudieran tener acceso. No cocino sólo porque hay que comer sino porque me gusta y disfruto haciéndolo. Quiero que mi cocina sea la más sana posible, basada en la dieta mediterránea. Siempre estoy abierta a cualquier innovación, propuesta o consejo. Además aprovecho este blog para hablar de otros temas del día a día.

lunes, 26 de diciembre de 2011

Pastela moruna





Dificultad media

Ingredientes para  una pastela
  • 3 pechugas de pollo
  • 1 puerro
  • 1 cebolla
  • 8 ciruelas pasas sin hueso
  • 8 orejones
  • un puñado de pasas de Corinto
  • un puñado de piñones
  • un puñado de almendra molida
  • un puñado de anacardos
  • 1 vaso de vino semidulce
  • sal, cominos, cúrcuma, canela, (un conjunto de especias morunas a nuestro gusto)
  • 3 cucharadas de aceite
  • 1 vaso de agua
  • pasta filo
  • un huevo batido para pintar
  • conjunto de azúcar tamizada y canela para decorar

Elaboración
Ponemos una olla grande con 2 cucharadas de aceite y toda la verdura troceada, el pollo en trozos grandes y doramos un par de minutos, añadimos el resto de frutos secos y el vino dejando unos segundos para que evapore el alcohol, echamos el agua y tapamos dejando durante 25 minutos que quede muy hecho, se habrá consumido prácticamente todo el caldo y procedemos a picar el conjunto para que queden trocitos pequeños de todo esto, casi se puede hacer con un tenedor, aderezamos a nuestro gusto con todas las especies, ponemos un recipiente redondo para horno engrasando un poco con el aceite sobrante y quitando el exceso y vamos poniendo capas en el centro y exteriores que sobresalgan, echamos todo el relleno y colocamos un par de capas de pasta en el centro y tapamos con las de los exteriores como si fuese una col con capas, untamos con un pincel mojado en aceite dando un poco por encima y un poco de huevo batido para que quede dorado, metemos al horno a 180º previamente caliente unos minutos, y dejamos durante 15 minutos o hasta que veamos que la pasta está dorada y crujiente, dejamos fuera del horno que se enfríe y echamos un poco de azúcar glas con canela, dependiendo de lo dulce que nos guste.
Es un plato sumamente proteico y está delicioso el contraste dulce, salado y picante.Y admite poner o quitar productos a nuestro gusto.

No hay comentarios: